martes, 23 de agosto de 2011

EL HOSPITAL DEL FUTURO Y LA TECNOLOGIA


El futuro es hoy, se hace día a día y en lo que se refiere a la Salud, tanto desde el punto de vista individual, ciudadano a ciudadano, como el colectivo, los avances de la ciencia y la tecnología en todo lo relativo a calidad de vida se reciben con la mayor esperanza, especialmente para aquellas personas que se ven afectadas de algún mal.
Todos sabemos que es constante el aumento de la esperanza de vida, así como el  de la cronicidad  que conlleva la longevidad, la cual probablemente sea asintótica  con los conocimientos actuales. También sabemos que las experiencias en unos sectores de la ciencia se pueden y deben de trasladar a otros.  La simulación tan extendida en la industria aeronáutica se debe de llevar de forma masiva a la cirugía apoyándose en técnicas de proceso de imagen. La producción “just in time” de la industria del automóvil donde los procesos convergen en el tiempo, a la gestión hospitalaria. La especialización de los servicios, los conceptos de mantenimiento también pueden ser objeto de reflexión ¿Por qué se llenan los hospitales de emergencias?, ¿es necesario centralizar todo en un hospital? , ¿es que un Hospital es un taller? , o se parece mas a un gran centro de producción e I+D
Las comunicaciones, la robotización, el manejo de imágenes en 3D, la realidad aumentada, la holografía ofrecen posibilidades de descentralización hospitalaria, llevando las soluciones donde se encuentre la persona y no la persona en busca de las soluciones.
El hospital como centro máximo de producción de  Salud debe de ser sustituido por un conjunto de centros especializados más ligeros, tanto desde el punto de vista estratégico por la proximidad de los servicios , como el económico mas fáciles de controlar  y en definitiva más próximos al ciudadano.
El concepto de salud llevado al individuo, a través, de la tecnología, salud como concepto vital debe de transformar los servicios sanitarios y hacerlos  sostenibles en un mundo que demandará cada día mayor atención, especialmente por las personas mayores.
A mayor prevención menor hospitalización, y esta no debe ofrecerse  en un edifico determinado sino en el lugar donde se encuentre el ciudadano, se su casa, residencia de mayores o lugares de recreo o trabajo. La hospitalización domiciliaria basada en utilización masiva de las comunicaciones, se debe de fomentar.

Quizás este sea un punto de vista de una persona que ha vivido los últimos 40 años colaborando desde la aplicación de las tecnologías de la información y comunicación (TIC,s) en la mejora de los servicios  de Salud y apoyándose siempre en la innovación y  en la tecnología.  Gracias, en gran parte, a la innovación tecnológica se ha cambiado el concepto básico de que el objetivo de la Salud es la persona como tal, y no el  atacar la enfermedad, de que el individuo es el dueño de su Salud y por tanto de su historia clínica  y no el hospital, y que este es solamente un centro de alta especialización capaz de resolver problemas graves e investigar para descubrir nuevos caminos en la labor diaria para la mejor de la calidad de vida.
 Todo esto, dentro de un plan general donde han de converger los objetivos de la Salud de la población , con la sostenibilidad, la contención de los costes económicos, el respeto al medioambiente ,la capacidad formativa  ,que tengan como fin   conseguir un ciudadano mejor atendido , integrado  y satisfecho  con el destino de la aplicación de su contribución al sostenimiento del estado.

El avance de la humanidad ha ido siempre determinado por el uso de la tecnología. En estos últimos años, la enorme potencialidad  de los TIC,s nos llevan a modelos nuevos que se deben de asumir. Descentralizar para controlar, llegar antes y mejor, hacer  cada día más hincapié en los servicios  y la calidad de los mismos. Lo importante son los servicios y no los edificios donde se ofrecen.







Rafael Lamas es Director Gerente del Cluster Salud y Bienestar Madrid Network




Publicado en "El Hospital del Futuro: Las ideas de los expertos"




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada